MAC: Mines and Communities

Mexico seeks extradition of exiled miners' leader, while communities close mine in Oaxaca - Mexico solicita extradición de sindicalista Urrutia; comunidades clausuran mina en Ocotlán, Oaxaca

Published by MAC on 2009-02-10

Backed by North America's premier miners' union and a Canadian politician, Mexican mineworkers' leader, Napoleon Gomez Urrutia, is facing extraditon from Canada to his home country. Urrutia has been at the forefront of demands for better wages and a thorough investigation into a massive coal mine disaster.

Meanwhile, a commmunity in the Mexican state of Oaxaca has delivered a symbolic "shutdown notice" to two Canadian gold mining companies, following alleged attacks and intimidation.

Mexico seeks extradition of exiled labour leader


Toronto Globe and Mail

6th February 2009

Mexico has asked Canada to extradite a labour leader who is living in exile in Vancouver after being charged with misappropriating $55-million (U.S.) from a union fund. Napoleon Gomez Urrutia, 62, faces charges of fraud, criminal association and other offences after widespread labour unrest in Mexico in 2006.

The union leader has dismissed the charges as politically motivated, and won the backing of the United Steelworkers of Canada and NDP Leader Jack Layton. "We have fought for the best wage increases and benefits for workers and the Mexican government doesn't like that," Mr. Gomez said in an interview from a Steelworkers office in Vancouver.

Mexican labour officials removed Mr. Gomez as the head of Los Mineros, the 280,000-member Mexican miners and steelworkers union, in February, 2006. At the time, the Oxford-trained economist was demanding an investigation into the death of 65 workers in a coal-mine explosion. Teachers, bus drivers, airline workers and farmers all marched to protest against government interference in union activities.

Mr. Gomez, his wife and three children fled to the United States, and then to Vancouver, where they live in an undisclosed location. Mr. Gomez says he continues to represent workers of Los Mineros, and recently negotiated a 9-per-cent wage increase for one of the unions he represents. He negotiated with the company via video conference and MSM Messenger.

However, the labour leader says he fears for his life, even in Canada, and has sought security advice from the RCMP after receiving death threats. "I am worried someone will kidnap me," he said.

Ottawa hasn't formally responded to the extradition request. Canada has an extradition treaty with Mexico, although it prohibits detaining or extraditing anyone facing political crimes.

The charges relate to money paid into a trust by Grupo Mexico SA in 2004 after the country's largest copper mines, Cananea and nearby La Caridad, were privatized.

Mexican authorities have said that a judge found enough evidence to lay charges against Mr. Gomez, and the judicial process must run its course. They also deny that he is a political refugee, noting he is represented by more than one high-profile lawyer in Mexico.

Mr. Gomez says an independent Swiss auditing firm cleared him of any wrongdoing.

He has filed for permanent residency in Canada on humanitarian grounds - an application supported by Mr. Layton, who urged Immigration Minister Jason Kenney to grant Mr. Gomez residency in a November, 2008, letter. "Mr. Gomez is a victim of targeted and deliberate persecution by elements of the Mexican government," Mr. Layton wrote. He accused the Mexican government of attempting to fabricate criminal charges against Mr. Gomez.

The government of Mexico has denied the allegation.

Exiled labour leader determined to fight extradition to Mexico

Andy Ivens,

The Vancouver Province

6th February 2009

The leader of one of Mexico's largest labour unions will fight extradition on dubious embezzlement charges, one of his staunchest supporters said yesterday.

Napoleon Gomez Urrutia, president of the 280,000-member National Union of Miners and Metalworkers (Los Mineros), has been self-exiled in Vancouver since 2006.

The Mexican government recently revived charges against Gomez that were dismissed in 2007. "Of course, he'll fight it," said Steve Hunt, Western Canadian director of the United Steelworkers, which has supported Gomez since he arrived in Vancouver.

"I think he's a hero. His only crime is standing up for the people he represents and the families and the communities that have been devastated by some of these events."

Gomez became worried for his safety when he led a series of strikes at mines owned by Grupo Mexico, the largest mining company in Mexico, after an explosion at one of Grupo's mines in February 2006 that killed 65 miners.

Hunt said Gomez has received death threats since taking refuge in Vancouver with his wife, and is trying to keep a low profile while directing his union's affairs from abroad.

Gomez stands accused of "fraud, criminal association and other offences committed against the members of [Los Mineros]," says a bulletin forwarded to The Province by Alberto Lozano, a Mexican Embassy official in Ottawa.

His government presented the formal extradition request to Canadian authorities on Dec. 30.

The Mexican government, which has close ties to Grupo Mexico, claims Gomez embezzled $55 million US that the company paid into a trust in 2004. An audit by a Swiss accounting firm concluded the charges were "absolutely false."

Hunt labelled the government of Mexican President Felipe Calderon "an extreme right-wing government that really detests organized labour."

Hunt said Gomez "has been found not guilty on two occasions" and has been elected president of Los Mineros four times.

Comuneros of Valles Centrales Oppose Mine Construction on their Lands

By Olga Rosario Avedaño

29th January 2009

Oaxaca (Mexico) - Comuneros of the town of Ocotlán de Morelos who have declared themselves against gold mining operations in their lands, have denounced threats and intimidation committed against them by representatives of the Canadian mining firms Cuzcatlán and Intrepid. One member of the opposition movement against the mines, Agustín Ríos Cruz, explained that the San Jose project area of influence contains fourteen communities of the Valles Centrales region, covering some 160,000 hectares.

Ríos Cruz reported that this past Sunday, "we were attacked in a physical manner, in the door of the house where our truck was parked. Persons paid by the mining company came and hit it so hard that it flew into the door of my house."

This took place the day before January 30 and February 1, when a national forum - For Life, We Defend Our Mother Earth -- was carried out in the municipality of Ocotlán de Morelos, some 50 kilometers south of the city of Oaxaca. This forum had as its objective the denunciation of the harmful impact that mining is having on the region, as well as the interchange of the experiences of the residents of other towns in the state of Oaxaca opposing the mining companies.

Symbolic Closure of Mine in Ocotlán

BY Olga Rosario Avedaño

2nd February 2009

San José del Progreso, Ocotlán, Oaxaca (Mexico). "We'd rather die of hunger than contamination" sang the inhabitants of this town as they delivered a symbolic shutdown notice to the gold and silver project operated in this community, located some 50 kilometers south of the city of Oaxaca. Men, women, children and seniors carried stones to block the principal access road of the mine. "Our children will be most affected, yes it is possible that there is work right now, but this will not solve anything when we are drinking contaminated water," said one of the neighbors of this population opposed to the operations of Canadian mining company Minera Cuzcatlán.

The closure of the San José mine, was carried out during the national forum "For Life We Defend Our Mother Earth," which took place in the city of Ocotlán de Morelos, according to Agustín Ríos Cruz, a young orthodontist who is one of the organizers of the protest.

Ríos Cruz said as a result of the Forum, participants managed to create the Coordination in Defense of Natural Resources and Our Mother Earth, which will spearhead the movement initiated only five months ago. In the town of San José, residents entered into the mine without permission, and were told by the guards that "for our safety we should not enter, there could be an accident," to which they replied that they knew the terrain perfectly. One of the women that entered mentioned that "now it turns out that we have to ask the Canadians permission to enter our own lands. We are from here and we know these lands."

Another of the neighbors, from Pedro Taviche, said that the demonstrations have emerged because residents are seeing their lands affected, "they are cutting our yards in half, they say that the open-pit mine will open and nothing will happen... How is nothing going to happen, imagine what we are all going to breathe?"

Formaliza el gobierno solicitud de extradición de Gómez Urrutia

Por Alfredo Méndez y Patricia Muñoz

5 de febrero, 2009

El gobierno mexicano formalizó a finales de diciembre pasado una petición de extradición a las autoridades de Canadá para que el líder minero Napoleón Gómez Urrutia sea sometido a un procedimiento judicial y enviado a nuestro país, donde enfrenta cuatro órdenes de aprehensión por un delito federal y otros del fuero común, informó ayer la Procuraduría General de la República (PGR).

La petición para dar inicio a los trámites diplomáticos por este ocurre da tres años después de que Gómez Urrutia se exilió en Vancouver, Canadá, luego de que desde febrero de 2006, durante el gobierno del presidente Vicente Fox, comenzaron las acusaciones penales en contra del líder minero.

Mediante un comunicado de tres párrafos, la dependencia que encabeza Eduardo Medina Mora informó que se pidió la extradición de Gómez Urrutia como presunto responsable de los delitos de fraude, asociación delictuosa "y otros ilícitos cometidos en agravio de los afiliados al Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos y Similares de la República Mexicana".

La PGR refirió que "la valija diplomática mediante la cual se envió la documentación a la embajada de México en Canadá llegó el 24 de diciembre de 2008, y el 30 de ese mismo mes el gobierno mexicano presentó oficialmente a las autoridades de ese país la solicitud formal de extradición".

En México, la determinación de la PGR y de la cancillería de solicitar al gobierno canadiense la extradición de Gómez Urrutia provocó reacciones opuestas entre los abogados que litigan el caso en tribunales mexicanos.

Por un lado, el penalista Marco Antonio del Toro, coordinador de los abogados defensores del líder minero dijo a este diario que "es una respuesta inmediata" a una demanda de amparo que presentó en diciembre pasado el líder minero contra el procurador Eduardo Medina Mora, porque durante tres años se negó a iniciar los trámites de extradición.

En entrevista, el litigante aseguró que "es la primera vez en la historia de México que alguien presenta un amparo porque no piden su extradición, lo cual denota el altísimo grado de tranquilidad que tiene Gómez Urrutia en ejercer una defensa adecuada. Fueron tres años de inacción de la PGR, lo cual es un acto ilegal".

Además indicó que hace un mes la novena sala penal del Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal exoneró a José Ángel Rocha, secretario del interior, exterior y actas del Comité Ejecutivo Nacional de dicho sindicato, pues la misma autoridad judicial sostuvo que "nunca existió tal fraude de 55 millones de dólares".

Otro penalista, Agustín Acosta Azcon, quien desde hace dos años asesora a los agremiados al sindicato minero que se han querellado contra Gómez Urrutia, aseguró a La Jornada que el líder minero de ninguna manera se salvará de pisar la cárcel una vez que las autoridades canadienses concedan su extradición.

Recordó que en México Gómez Urrutia tiene vigentes cuatro órdenes de aprehensión, tres por fraude ante un juzgado del fuero común y otra por el delito federal de violación al artículo 113 bis de la Ley de Instituciones de Crédito. Los cuatro son graves y por ello le impedirían enfrentarlos en libertad provisional.

El litigio contra el líder minero comenzó luego de que en febrero de 2006 explotó una mina de Grupo México, ubicada en Pasta de Conchos, Coahuila, en la que quedaron atrapados, y posteriormente murieron, 65 mineros.

Tras el exilio de Gómez Urrutia en Canadá, Elías Morales aprovechó la ausencia del líder sindical para intentar derrocarlo, pero su acometida falló porque para su propósito utilizó documentos con firmas apócrifas.

Durante 2006 y 2007 diversos sindicatos blancos buscaron asumir la dirigencia de varias secciones mineras. También el pasado año se realizó una millonaria campaña publicitaria en televisión y radio contra Gómez Urrutia. Además, 2007 estuvo enmarcado por el asesinato de trabajadores en Lázaro Cárdenas, Michoacán, cuando diferentes cuerpos policiacos quisieron terminar con el paro que había iniciado en Sicartsa, y ese mismo año iniciaron una serie de paros parciales, así como huelgas en diversas minas, entre ellas Cananea, Sombrerete y Taxco, que han sido las más largas de la historia reciente.

Sindicato minero prepara defensa de Gómez Urrutia

El Financiero en línea

4 de febrero, 2009

México - La dirigencia del sindicato minero preparará la defensa de su líder, Napoleón Gómez Urrutia, así como movilizaciones para las próximas semanas, ante su solicitud de extradición al gobierno de Canadá.

Carlos Pavón Campos, secretario de Asuntos Políticos de ese gremio, indicó que en las próximas horas se van a reunir con el apoderado legal del sindicato, Marco Antonio del Toro, para ver si procede o no el amparo en favor de su dirigente.

En entrevista, comentó que las acusaciones que hace la Procuraduría General de la República (PGR) por asociación delictuosa, fraude y otros ilícitos no tienen sustento, y que atrás de este caso hay una cuestión política y no legal. (Con información de Notimex/RSC)

Comuneros de Valles Centrales se oponen a construcción de Mina en sus tierras

Por Olga Rosario Avendaño

Enero 29, 2009

Oaxaca (México) Comuneros de Ocotlán de Morelos (al sur de esta ciudad) que se oponen a la explotación de una mina de oro en sus tierras, denunciaron amenazas e intimidación por parte de los representantes de las empresas canadienses Cuzcatlán e Intrepid.

Uno de los integrantes de este movimiento opositor a la mina, Agustín Ríos Cruz, explicó que el proyecto se llama "San José" y sus áreas de influencia se encuentran en 14 comunidades de las regiones de Valles Centrales, cubriendo cerca de 160 mil hectáreas.

Explicaron que de manera directa estará afectando a San José del Progreso y Magdalena Ocotlán.

De acuerdo a documentos de la compañía Minera Cuzcatlán este proyecto ya está en la etapa tres, pues del 2006 al 2008 realizaron la exploración y durante el 2008 hicieron los estudios Ambientales y de Ingeniería.

Según el resumen del Proyecto San José para este año 2009 inicia la construcción de la Mina y del 2010 al 2025 estará en operación.

Ríos Cruz denunció que el pasado domingo "nos agredieron de manera física, en la puerta de la casa estaba estacionada nuestra camioneta, llegaron esas personas que son pagadas por la minera y la impactaron con la finalidad de volcarlo sobre la puerta de mi casa".

Ante esta situación, los próximos días 31 de enero y 1 de febrero se realizará el Foro Nacional "Por la Vida, defendamos a nuestra Madre Tierra" a partir de las nueve de la mañana en el municipio de Ocotlán de Morelos a unos 50 kilómetros al sur de la ciudad de Oaxaca.

Este Foro tiene como objetivo denunciar el impacto nocivo que tendrán las minas en la región, así como intercambiar las experiencias con habitantes de otros pueblos del estado de Oaxaca en contra de las empresas mineras.

Clausuran simbólicamente mina en Ocotlán

Por Olga Rosario Avendaño

Febrero 2, 2009

San José del Progreso, Ocotlán Oaxaca (México).- ¡Preferimos morir de hambre, pero no de intoxicación!, Corearon los habitantes de esta población al clausurar de manera simbólica la mina de oro y plata que explotan en esta comunidad, localizada a unos 50 kilómetros al sur de la ciudad de Oaxaca.

Hombres, mujeres, niños y ancianos acarrearon piedras para bloquear el acceso principal a esta mina, que a larga "nuestros hijos serán los afectados, es posible que ahora haya empleo, pero eso no solucionará nada cuando estemos tomando agua contaminada", sentenció uno de los vecinos de esta población que se opone a los trabajos de la compañía Minera Cuzcatlán de capital canadiense.

La clausura de esta mina, cuyo proyecto se llama San José, se dio en el marco del Foro Nacional: Por la Vida, Defendamos nuestra Madre Tierra, que se celebró en la ciudad de Ocotlán de Morelos, dice Agustín Ríos Cruz, un joven odontólogo quien es uno de los impulsores de estas protestas.

Ríos Cruz comenta que durante los dos días que se realizó este Foro, se logró conformar la Coordinadora en Defensa de los Recursos Naturales y Nuestra Madre Tierra, quienes se encargarán de darle rumbo a este movimiento que inició hace no más de cinco meses, pues es que "muchos, ni enterados estamos" relata una de las jovencitas de Ocotlán que viaja a bordo de una camioneta que los trasladó hasta la mina.

Ella dice que apenas regresó a vivir a Ocotlán, pero sus papás que viven ahí, "no saben nada, yo me enteré porque me contó Agustín (Ríos Cruz), él me dijo cómo estaba todo y me uní a ellos, estuve en el Foro" comenta, mientras volvemos de San Jerónimo Taviche, lugar donde se tiene la maquinaria para procesar los minerales que se extraen de San José del Progreso.

En la población de San José, los habitantes entraron a la mina sin permiso, el guardia dijo que "por su seguridad no pueden pasar, puede haber algún accidente" a lo que ellos contestaron que conocían perfectamente el terreno.

Una de las mujeres que entró mencionó "ahora resulta que le tenemos que pedir permiso a los canadienses para poder pisar nuestras propias tierras. Nosotros somos originarios de aquí y conocemos el terreno".

La mina se encuentra aproximadamente a un kilómetro del centro de la población, donde por cierto, se celebraba una asamblea que encabezaba el presidente municipal Venancio Oscar Martínez Rivera y hasta este lugar llegaron los manifestantes para explicar algunos de los males que la explotación de una mina puede provocar en la salud de la gente.

Ahí, Agustín tomó la palabra y explicó que la explotación de una mina, entre otros elementos químicos despide arsénico, mismo que contamina los mantos freáticos, por lo que "debemos tener conciencia de esto que nos está pasando, si dejamos que la minera avance, lo único que estamos provocando es nuestra destrucción".

Otro de los vecinos, pero de Pedro Taviche, dice que llegó a esta manifestación porque sus tierras también se están viendo afectadas, "están trazando a la mitad de los patios de nuestras casas, dicen que abrirán a cielo abierto, que no pasará nada, ¿cómo no va a pasar nada, imagínese todo lo que vamos a respirar".

Este hombre que omite su nombre, dice que está cierto de que "a lo mejor hay represalias, pero no importa, tenemos que defender lo nuestro y lo de nuestros hijos".

Ofrecían 50 mil pesos, "nomas por ver"

El Presidente Municipal de Magdalena Ocotlán Cándido Sánchez Cosme, quien llegó también a esta manifestación, cuenta que en marzo del 2008 representantes de una de estas empresas mineras llegó a su oficina a ofrecerles 50 mil pesos "nomás para ver, me dijeron, y ya si encontraban algo, dicen que me daban 80 mil pesos por perforación".

Sin embargo, los empresario ahí se toparon con pared, les contestó: "Mientras yo sea presidente municipal no daré ningún permiso", sin embargo, lo que no lograron en Magdalena, lo obtuvieron en la población de La Noria, Ejutla, donde sí pudieron entrar y ya están explorando, pero los vecinos ya se empiezan a quejar de escasez de agua, pues las mineras la usan en exceso para poder excavar.

El descubrimiento

El descubrimiento de Arsénico y plomo en la sangre de toros muertos, fue el Médico Veterinario José David Hernández Álvarez -quien participa en la Asociación Civil Ahora Ocotlán, dedicados a proyectos ecológico--, recuerda que un buen día llegó un campesino de San Jerónimo Taviche para decirle que investigara por qué se le habían muerto sus toros.

"Tomé muestra de riñones, corazón y pulmones, se mandaron a hacer los estudios y resulta que encontramos que los toros murieron porque tenían grandes cantidades de plomo y arsénico en la sangre", relata y eso, es una de muchas consecuencias que traerán las minas.

Home | About Us | Companies | Countries | Minerals | Contact Us
© Mines and Communities 2013. Web site by Zippy Info