MAC/20: Mines and Communities

Mineros amenazan reserva de indígenas Yanomami en Brasil

Published by MAC on 2005-07-21

Mineros amenazan reserva de indígenas Yanomami en Brasil

Por Michael Astor, The Associated Press

July 21, 2005

Mineros que han invadido una reserva amazónica habitada por indios Yanomami han introducido armas y enfermedades a una de las últimas tribus de la edad de piedra que aún sobrevive, afirmó el jueves un grupo de defensa indígena.

El Consejo Especial Indígena para los Yanomami y Ye'Kuana dijo que los mineros han construido cinco pistas clandestina de aterrizaje para la explotación de yacimientos de oro en por lo menos ocho localidades de la remota y densa reserva, ubicada en la frontera entre Brasil y Venezuela.

"No es difícil pronosticar que estamos volviendo a la situación de caos social y sanitario como el que vivimos a fines de los años 80 y comienzos de los 90, cuando al menos un quinto de la población Yanomami murió de enfermedades traídas por los mineros", dijo el consejo en una carta dirigida a los ministerios de Justicia y al del Ambiente.

Un líder Yanomami dijo que el creciente influjo de mineros ha provocado brotes de malaria, gripe y enfermedades de transmisión sexual entre los indígenas.

"La situación está empeorando, los mineros están regresando y con ellos llega la malaria", dijo el líder Yanomami, Davi Kopenawa, en conversación telefónica desde Boa Vista, cerca a la reserva y a unos 3.400 kilómetros al noroeste de Río de Janeiro. "El número de mineros está aumentando porque la Fundación Nacional del Indio y la Policia Federal no están haciendo nada para sacarlos".

La minería es ilegal dentro de las reservas indígenas. También lo es la presencia de personas no indígenas sin el permiso de la tribu y la autorización de la Fundación Nacional Indígena (FUNAI), que se encarga de las políticas nacionales indígenas.

Pero estás reglas no son siempre rigurosamente aplicadas.

En 1987, reportes sobre importantes reservas de oro provocaron una carrera de cerca de 40.000 mineros hacia la reserva hasta que las autoridades federales lograron expulsar a la mayoría de ellos en los años 90.

Una de las peores consecuencias de la llegada de mineros es la distribución de armas de fuego. En muchos casos los mineros dan armas a los indios para ganar su favor o a cambio de su permiso para explotar recursos en sus reservas.

Heridas de armas de fuego se han convertido en una de las principales causa de muerte entre lo indígenas, según antropólogos en el gobierno.

Kopenawa dijo que las armas han sustituido a los arcos y las flechas entre la población de la combativa tribu, conocida por sus viejos conflictos internos.

"Usan las armas para matar a sus parientes, nunca para cazar", dijo Kopenawa. "He tratado de sacar las armas, pero es difícil que los indios las entreguen. Hasta que lo mineros no sean sacados, las armas siempre van a volver", dijo.

Según el Consejo Distrital Indígena, 47 indios murieron por armas de fuego entre 1995 y el 2003. En el mismo período, cerca de 17 indígenas murieron por heridas de flechas y mazos. Entre el año 2000 y el 2003, 42 Yanomamis murieron por armas de fuego.

Cerca de 15.000 indios Yanomami viven en una reserva de 9,6 millones de hectáreas.

En los últimos años, las autoridades federales han lanzado varias operaciones para expulsar a los mineros, pero Kopenawa afirmó que siguen regresando.

Home | About Us | Companies | Countries | Minerals | Contact Us
© Mines and Communities 2013. Web site by Zippy Info