MAC: Mines and Communities

Estado boliviano recupera fundición de plomo y plata de Karachipampa

Published by MAC on 2011-06-07
Source: Business News Americas, La Prensa, Bolpress (2011-06-01)

Atlas Precious Metals y la estatal Comibol lograron un acuerdo.

El conflicto entre la minera estatal de Bolivia Comibol y la canadiense Atlas Precious Metals por la fundición de Karachipampa parece haberse resuelto.

Y sin necesidad de arbitraje, ni tampoco Comibol se vio forzada a pagar la compensación a Atlas.

Ver post anterior: Estado de Bolivia enfrentará amenaza de arbitraje por Karachipampa (2010)

ENGLISH

APM deja Karachipampa pero sigue abierta a proyectos - Bolivia

Harvey Beltrán

Business News Americas

1 de Junio 2011

La empresa canadiense Atlas Precious Metals (APM) devolvió al Gobierno de Bolivia la planta polimetalúrgica de Karachipampa y se irá del país, pero deja las puertas abiertas para desarrollar algún proyecto minero o metalúrgico a futuro, dijo a BNamericas el abogado de la firma, Jorge del Valle.

"En cualquier momento Atlas puede volver a Bolivia en otras condiciones y con mayores garantías de seguridad jurídica. Esa es la expectativa que tienen los ejecutivos de la empresa", aseveró.

APM y la estatal Corporación Minera de Bolivia (Comibol) lograron un acuerdo en el cual la canadiense aceptó el pago de US$750.000 para devolver la planta y dar por terminado el acuerdo que tenían para su activación.

"Por eso los ejecutivos de APM aceptaron ese pago tan bajo, que no cubre ni una quinta parte de la inversión hecha en Bolivia. Lo importante es dejar una buena imagen y dejar la posibilidad de participar en alguna nueva licitación", aseveró.

Según el ejecutivo, la inversión que hizo la empresa fue por cerca de US$5mn.

En el 2005, Comibol y APM crearon una sociedad de riesgo compartido en proporción 35:65 para activar la planta que procesaría concentrados de plata, plomo y zinc. APM contemplaba una inversión de US$141mn para el proyecto.

Actualmente la empresa española Zincobre Ingeniería y personal de Comibol trabajan en la activación de Karachipampa con el fin de que comience a operar en los próximos meses.

La planta, ubicada en el departamento boliviano de Potosí, se terminó de construir en 1983 con un costo de US$500mn, pero nunca ha operado.



Karachipampa procesará la producción de varias minas

Gabriela Imaña

http://www.laprensa.com.bo

28 de mayo 2011

El Estado será encargado de poner en marcha la planta de fundición de Karachipampa que las autoridades esperan que entre en operaciones desde septiembre próximo. Los hornos procesarán concentrados de plomo, plata y zinc que provendrán de varios centros mineros, como San Cristóbal, San Vicente y las cooperativas mineras asentadas en los alrededores del complejo minero, informó a La Prensa el viceministro de Desarrollo Productivo Minero Metalúrgico, Héctor Córdoba.

Dijo también que el funcionamiento de la planta requerirá de inversiones que todavía no están calculadas y cuyo monto se conocerá en los próximos meses, después de que la empresa consultora Zincobre evalúe la situación del complejo.

“Lo que buscamos es que este año, hasta septiembre, ya se esté trabajando en la planta”.

Mencionó que el centro metalúrgico se encuentra en buenas condiciones, por lo que todas las partes metálicas y los sistemas mecánicos trabajan con normalidad. “Lo único que falta —dijo— es revisar la parte metalúrgica del horno, y ya tenemos en práctica todos los procesos”.

LA CAPACIDAD. La capacidad de producción de la planta fundidora será de 51.000 toneladas de plomo, plata y zinc por año.

“En realidad, hay varias posibilidades para la alimentación minera de Karachipampa, además de San Cristóbal, ya que ahora tenemos una producción que supera la capacidad de la planta. Sólo San Cristóbal producirá cuatro veces más de lo que la fundidora podría fundir, pero ya hay otras empresas y cooperativas que producen”.

Agregó que hay diferentes formas de abastecer a Karachipampa, pero dijo que lo que hay que analizar es la parte técnica, ya que no preocupa la provisión de la materia prima.

En 1979, cuando se entregó la planta, Bolivia no producía la suficiente cantidad de concentrados para ser procesados, por lo que nunca funcionó.

Atlas y Comibol, en supervisión

El procurador general del Estado, Hugo Montero Lara, informó ayer que para defender los intereses de la nación, supervisa la firma de la resolución del contrato de riesgo compartido, entre la empresa canadiense Atlas Precious Metals y la Corporación Mineral de Bolivia para la reactivación de la planta Karachipampa. “Hemos participado —afirmó— en la negociación para dar solución a la controversia interpuesta por la empresa Atlas”. El acuerdo establece que Comibol reconocerá a la canadiense el pago de 750.000 dólares por las inversiones efectuadas en la primera fase de su labor en la planta.

Para destacar

Funcionamiento. Se prevé que la planta de funciones entre en operaciones en septiembre.

Producción. La planta generará por año alrededor de 51 toneladas de plomo, plata y zinc.

Los minerales provendrán de diferentes centros mineros, además de San Cristóbal.

Inversiones. Se desconoce el monto necesario para actualizar el sistema de fundición.

Gobierno. La industrialización de los metales se realizará a través de Comibol.

Ingresos. Las utilidades por precios internacionales dan mayores regalías e ingresos al país.



El Estado recupera Karachipampa

http://www.bolpress.com

27 demayo 2011

El Estado boliviano pagará 750 mil dólares de compensación a la empresa minera canadiense Atlas Preocious Metals (APM), tras la disolución de su contrato de operación de la planta de fundición de plomo y plata de Karachipampa en Potosí.

APM opera las minas Mesa de Plata e Himalaya, y en 2005 suscribió un contrato de riesgo compartido con la Corporación Minera de Bolivia (Comibol) para la reactivación del complejo de Karachipampa con una inversión comprometida de 88 millones de dólares.

El plan de inversiones incluía la instalación de una planta de ácido sulfúrico y la construcción de una segunda fundidora de zinc con una capacidad de procesamiento de al menos 80 mil toneladas al año.

APM no cumplió sus compromisos, razón por la cual el Estado ejecutó una de sus boletas de garantía en 2010, y propuso disolver el contrato de riesgo compartido a principios de 2011.

En enero de este año la canadiense devolvió el complejo al Estado y reclamó una indemnización de 12 millones de dólares por daños y perjuicios. Después de varios meses de conciliación y de la realización de una auditoría, finalmente los representantes de Comibol y de APM llegaron a un acuerdo y oficializaron la disolución del contrato el 26 de abril.

El Estado pagará una compensación de 750 mil dólares a Atlas Precious Metals, y “a partir de ello el 100% de Karachipampa queda en manos de Comibol”, informó el director de Desarrollo Productivo del Ministerio de Minería Freddy Beltrán.

Beltrán anunció que ejecutará una nueva auditoría técnica para determinar el estado de los equipos del complejo y las inversiones necesarias para reactivar la fundición situada a menos de 10 kilómetros de la ciudad de Potosí.

Comibol planea comenzar a procesar en Karachipampa los concentrados de plomo y plata de la mina San Cristóbal a fines de 2011. La planta tendría una capacidad de procesamiento anual de hasta de 30 mil toneladas de plomo, 70 mil toneladas de zinc y 10 millones de onzas de plata.

Home | About Us | Companies | Countries | Minerals | Contact Us
© Mines and Communities 2013. Web site by Zippy Info